Arrendatarios de locales en el Caracol de Temuco exigen rebaja de arriendos por la pandemia

La Región 25 de mayo de 2020 Por Yuliana Montiel
La realidad de locales comerciales y oficinas en Temuco es compleja, los mismos precios de arriendos que antes de llamado "estallido social", poco público y una casi nula actividad profesional o comercial. Sin embargo, locatarios del antiguo centro comercial de Temuco se resisten a cerrar, aunque para esto, necesitan otros precios y plazo para pagar.
Centro Comercial Caracol Temuco.
Centro Comercial Caracol Temuco.

Una complicada situación enfrentan los locatarios arrendatarios del centro comercial Caracol Temuco. Esto se debe a que mientras algunos de sus arrendadores han sido considerados con el monto de pago del arriendo de los meses anteriores, no todos han corrido con esa suerte y se encuentran entre la espada y la pared. O pagan la totalidad del monto del arriendo, de meses donde no pudieron trabajar o las ventas fueron muy bajas; o se ven en la obligación de dejar sus locales y renunciar a años de trabajo para construir y mantener sus negocios.

De acuerdo con los locatarios, desde el llamado "estallido social", la clientela disminuyó considerablemente en los pasillos del centro comercial. "Algunas veces empezaban a haber revueltas en las calles y teníamos que cerrar el local y salir del centro comercial", comentó una de las arrendatarias. A esto se suma la pandemia por coronavirus, que ha dejado estragos en todos los rubros vinculados con el comercio de pequeñas, medianas y grandes empresas. 

Y la situación no es distinta al resto de Temuco, oficinas profesionales, locales comerciales y gran parte de los arriendos que se pagaban en la ciudad antes de octubre, continúan en los mismos precios, como si nada hubiera pasado y donde lo lógico sería que se ajustaran las rentas a pagar.

Cuarentena

Si bien es cierto que el problema del pago de los arriendos cuenta con dos caras, también lo es que a estos locatarios les ha tocado la peor parte: dejar de percibir por los meses de cuarentenas, luego por la disminución de la clientela y ahora, gastar los ahorros para pagar por meses donde no generaron ingresos y a esto se suma, el desconocimiento de cuanto durará la pandemia y las medidas de restricción en la comuna de Temuco.

Al respecto, Heric Jiménez, cuyo negocio tiene 45 años de existencia en el centro comercial, comentó a AraucaníaDiario que pudo llegar a un acuerdo con su arrendador. Sin embargo, dio a conocer que el problema no puede ser visto como individual, porque se trata de trabajadores que han trabajado durante años en el Caracol y que son conocidos en la comunidad.

"Por esta pandemia estamos pidiendo que se pongan la mano en el corazón los dueños de los locales, esa es la idea porque estamos en medio de una pandemia (...) la mayoría esta pensado en irse porque no hay como pagar y la idea es que nos ayuden", comentó Bertha Zambrano, quien trabaja desde hace 30 años en el centro comercial.

De acuerdo con varios locatarios desde octubre la situación era difícil, ahora pero con la pandemia es insostenible. Mientras unos cuentan con ahorros para facilitar el pago de los meses anteriores, otros tenían la esperanza de que con la culminación de la cuarentena, sus ingresos mejorarán y consecuentemente, el negocio también. La situación es más compleja para quienes cuentan con varios negocios. Este es el caso de Cristian Santibañez, quien tras contar con un negocio prospero conformado por tres locales, hoy en día se encuentra bajo la presión de tener que pagar los meses anteriores y unas ventas que han disminuido en un 90%.

Similar es la situación de la locataria Carola Bravo, quien dijo: "tanto llorarle y llorarle, el dueño me permitió un descuento de 35%, pero aquí nos han cobrado los gastos comunes porque tienen trabajando a todo el personal, está la cuenta de luz que por lo visto se basaron en el mes anterior y no con lo utilizado. Nadie nos ayuda en nada (...) yo voy a aguantar hasta lo más que pueda, pero no sé hasta cuanto podré aguantar".

En este sentido, el llamado de muchos de estos trabajadores y comerciantes no es a ser exonerados completamente del pago, porque conocen sus obligaciones como arrendatarios. Sin embargo, ante una situación compleja como lo es el coronavirus y su comportamiento, ajeno a cualquier voluntad, piden un poco de comprensión por parte de los dueños.

Sobre todo, consideraciones en el monto y en la forma de pago, de manera que no resulte una mayor pérdida para quienes con mucho sacrificio construyeron sus negocios en años de arduo trabajo, al igual que los cientos de empleados que cuentan con estos trabajos para llevar el sustento a sus hogares.

Hoy se reunirán la dirección y administración de la comunidad del centro comercial del edificio Policentro Temuco, los dueños y los arrendatarios, para tratar de llegar un acuerdo que beneficie a todos; tomando en cuenta que nadie a quedado exento de los estragos de la crisis y que en el otro extremo, si deben dejar sus locales, los dueños también se quedarán sin ingresos, debiendo adicionalmente desembolsar cada mes los gastos comunes desde sus bolsillos.

Te puede interesar