Plan energético regional: Un instrumento para la planificación territorial sustentable de La Araucanía

Opinión 26 de mayo de 2021 Por Catalina Sánchez
Fernando Peña Cortés. Director del Laboratorio de Planificación Territorial de la UC Temuco
Fernando Peña
Fernando Peña Cortés

La región de La Araucanía contará con un instrumento pionero de planificación territorial sustentable en materia de energía favoreciendo el desarrollo local de los territorios en su contexto y pertinencia sociocultural. Esta iniciativa ha sido ejecutada por el Laboratorio de Planificación Territorial de la Universidad Católica de Temuco, financiada por INNOVA-CORFO y el Gobierno Regional a través del programa Impulso y el mandante es el Ministerio de Energía. En esta iniciativa estuvieron como instituciones socias: Hotelga A.G., la Asociación de Generadoras de Chile, SOFO A.G., CorpAraucanía y ACHBiom A.G.

El Plan es acompañado en forma transversal por un Análisis de Sustentabilidad (ASUS), el cual se elaboró en base a la metodología de la Evaluación Ambiental Estratégica (EAE) propuesta por el Ministerio del Medio Ambiente el año 2015. Lo anterior, con la finalidad de promover la competitividad del sector energético, los valores territoriales, la sustentabilidad y el resguardo ambiental y social en contexto con el cambio climático y los recursos hídricos existentes en La Araucanía.

A partir del Diagnóstico Energético Regional de la Región de La Araucanía, se formuló un proceso de planificación regional participativo con múltiples actividades de consulta y validación con la comunidad regional destinado a identificar qué tipo de desarrollo energético necesita la región, cómo desarrollarlo y cuáles son los lugares más adecuados en concordancia con la Política Nacional de Energía 2050 y la Ruta Energética 2018-2022.

En este contexto, se busca con el PER el desarrollo equilibrado y sustentable del sector energético frente al crecimiento productivo, permitiendo la disminución de la incertidumbre frente a la toma de decisiones en relación a inversiones en generación, distribución y consumo energético. Para conseguir este objetivo fue necesario considerar los siguientes siete puntos:

(1) Establecer lineamientos estratégicos para la planificación energética regional, articulando la Política Nacional de Energía y la Ruta Energética 2018-2022, con los procesos de planificación para el desarrollo de La Araucanía.

(2) Profundizar sobre las variables sociales, territoriales y ambientales claves que influyen en la planificación energética regional, a partir de la identificación de Objetos de Valoración Territorial.

(3) Fortalecer los distintos ámbitos de sustentabilidad asociados a la planificación energético-territorial, considerando los recursos hídricos y el cambio climático.

(4) Definir preferencias territoriales del sector energético y líneas de gestión vinculadas al desarrollo productivo.

(5) Difundir y retroalimentar los procesos de construcción de las propuestas de planificación energético-territoriales a través de instancias participativas a lo largo del proyecto, tanto a nivel provincial como regional.

(6) Desarrollar una agenda regional de desarrollo energético con miras al año 2035, que considere las necesidades regionales de manera multisectorial y planificada con los distintos sectores económicos con la finalidad de fortalecer la competitividad y desarrollo productivo de la región.

(7) Implementar una plataforma tecnológica inteligente que entregue información energética en orden fortalecer la toma de decisiones en materia productiva en La Araucanía.

En base a estos siete puntos, se construyó un instrumento innovador que identifica, de manera indicativa, Zonas de Interés Energético (ZIE) y Áreas de Gestión Energética (AGE) para La Araucanía. 

El gran desafío de estos instrumentos es disminuir la incertidumbre y potenciar procesos de desarrollo que junto a la inversión que ejecutan conlleven mayor calidad de vida para la población que se emplaza en el lugar del proyecto o actividad productiva. Por último, este instrumento, será un aporte significativo en la elaboración del plan regional de ordenamiento territorial (PROT) que debe llevar adelante el nuevo gobernador regional electo en concordancia con lo dispuesto por la ley 21.074. 

 

 

Te puede interesar